juego via magica

Juego Vía Mágica ¡Incantatum!

Vía Mágica es un juego de mesa diseñado por Paolo Mori que nos llega completamente en castellano de la mano de Asmodee. Se trata de un juego de 2 a 6 jugadores para más de 7 años y que tiene una duración por partida de unos 30 minutos.

Ficha técnica

Nombre original Via Magica
Año de publicación 2020
Nº de Jugadores De 2 a 6 jugadores (Mejor: 3 jugadores)
Edad +7 (Aunque con 6 años también se podría jugar)
Tiempo aproximado por partida 30 minutos
Mecánica Bingo, draft, suerte, colocación de cartas

¿De qué va el juego Vía Mágica?

El juego Vía Mágica es como jugar al Bingo. Sin embargo, en lugar de tachar números para completar líneas en un cartón, recoges cristales Animus para abrir portales. Y en lugar de gritar «¡Bingo!, si tienes una combinación ganadora, dices la palabra mágica «¡INCANTATUM!»

En Vía Mágica, una nueva versión de Rise of Augustus, competirás con tus compañeros de juego para completar cartas de portal para conseguir poderes especiales y, en última instancia, puntos de victoria. Cada carta tiene de 2 a 6 símbolos que deberéis rellenar con fichas para completar la carta en cuestión.

De esta forma deberás pensar qué jugar en todo momento para ir consiguiendo tus cartas de portal y puntos de victoria para así ganar la partida. El juego termina cuando alguien completa siete cartas de portal.

Componentes del juego

  • 23 Fichas de Ánimus
  • 1 Bolsa
  • 90 Cartas
  • 6 Fichas de ayuda
  • 42 Gemas
  • 1 Reglamento

Como jugar al juego Vía Mágica

Para empezar la partida deberás dar a cada jugador seis cartas (cartas de portal) y siete gemas. De esas seis cartas cada jugador deberéis elegir tres de ellas como vuestro conjunto inicial y descartar el resto. Finalmente, para acabar la preparación, colocaremos cinco cartas más de portales en una fila en el centro de la mesa que llamaremos el mercado, y también pondremos todas las cartas bonus que hay en el juego.

Un conjunto inicial de portales y cristales

El jugador de más edad es el «cazador» de la primera ronda, y saca de la bolsa fichas de Animus de una en una.

A medida que se va sacando cada ficha de Animus de la bolsa, los jugadores colocan una de sus siete gemas en el espacio de Animus correspondiente de una de sus cartas de portal.

Por ejemplo, si se saca de la bolsa una ficha de «fuego» cada jugador puede decidir entre:

  • Colocar una gema en un espacio de fuego entre sus cartas de portal.
  • Mover una gema que ya haya colocado en una de sus cartas de portal a otra que tenga el espacio de fuego vacío.
  • O no hacer nada.
Coloca un cristal en un animus de Aire.

Si se saca la ficha de comodín de la bolsa cada jugador puede elegir cualquier espacio de Animus para cubrirlo con una gema. Entonces, la ronda termina.

En cuanto algún jugador haya llenado todos los espacios de Animus de una de sus cartas de portal, gritará inmediatamente «¡INCANTATUM!», y el portal se abrirá.

El portal se puede abrir ¡INCANTATUM!

BINGO Quiero decir… ¡INCANTATUM!

¡Has abierto un portal «cristalizando» todos sus espíritus Animus! If you want to play at that site, you can. https://clickmiamibeach.com/ Una vez has pronunciado la palabra mágica elimina todas las gemas que has usado (que volverás a usar para abrir más portales) y utiliza inmediatamente el efecto del portal que has abierto, si tiene alguno.

Aparta el portal completado en tu zona de jugador para puntuar al final del juego y elige un nuevo portal de la fila del mercado central para volver a tener tres cartas de portal disponibles.

Efectos de las cartas de portal

Cada carta de portal tiene un efecto diferente, pero los efectos se dividen en general en cuatro categorías:

  • Instantáneos, de un solo uso (luz amarilla)
  • Efecto continuo, utilizable durante el resto de la partida (azul infinito)
  • Efecto de puntuación al final de la partida (reloj de arena verde)
  • Sin efecto, sólo puntos (corona púrpura)

Los portales amarillos y azules proporcionan efectos instantáneos o modificadores continuos que ayudan a los jugadores a completar los futuros portales más rápidamente.

Tipos de portales (de izquierda a derecha): instantáneo, continuo, sin efecto, cálculo de puntos de final de partida

Cartas bonus

El primer jugador que abra ciertos portales puede reclamar una carta de bonus.

Las cartas de bonus se basan en los colores de los portales. El primer jugador que abra tres portales del mismo color (o un portal de cada uno de los cuatro colores diferentes) reclama automáticamente la bonificación asociada.

El otro tipo se basa en el número de portales abiertos (2-6 portales). Cada jugador solo puede reclamar una recompensa en esta categoría. Esto provoca que cada vez que un jugador abre un portal nuevo, se enfrenta a una elección

¿Me quedo con la carta bonus ahora y pierdo la oportunidad de una recompensa mayor más adelante, o espero a una bonificación mayor, pero me arriesgo a perderla si otro jugador la coge primero?

Fin del juego

El juego Vía Mágica termina cuando un jugador tiene al menos siete portales abiertos al final de un turno. Todos los que hayan terminado un portal en este turno pueden resolver sus efectos de portal, y entonces la partida termina.

Los jugadores suman los puntos de sus portales amarillos, azules y morados abiertos, las recompensas de bonificación y la puntuación calculada de los portales verdes abiertos. El jugador con la puntuación más alta es el Valedictorian.

Mi opinión respecto al juego Vía Mágica

El juego Vía Mágica es un juego para toda la familia con el que incluso no dependemos del idioma para poder jugar. Ya que con los símbolos se entiende perfectamente el juego haciendo que niños de 7 años, incluso de 6 también puedan disfrutar de esta entrega.

Asimismo la mecánica usada como si de un bingo se tratase es muy fácil de entender. Y el hecho de que las decisiones se hagan de forma simultánea hace que el juego sea muy dinámico y que nadie se aburra. Un juego rápido tanto en la preparación de la partida, como en la partida en sí. Que incluso con 6 jugadores en menos de 40 minutos ya la tendremos terminada.

Otro punto a destacar es el arte del juego. Ya que hay un montón de ilustraciones espectaculares en cada carta de portal, y sin duda el estilo usado transmite ese ambiente mágico que el juego quiere crear.

La estrategia

La estrategia de este juego está en entender la probabilidad que hay de que salga de la bolsa un símbolo u otro. Por eso cada jugador, con su carta de ayuda en la que se indica la cantidad de cada tipo que hay en la bolsa, deberá decidir qué hacer. Decantarse por las cartas de portal con símbolos que tienen una mayor probabilidad de salir de la bolsa, pero que otorgan menos puntos, o por el contrario apostar por esas cartas de portales que proporcionan más puntos, pero que son más difíciles de completar.

Asimismo, también se tienen que tener en cuenta las cartas bonus y los efectos de las propias cartas de portal para así poder hacer combos y poder llegar abrir varios portales en un mismo turno. La verdad es que aunque haya ese toque de azar al momento de sacar las fichas de la bolsa, en mi opinión esta muy bien equilibrado y hace que también haya este toque de estrategia con el que podremos planear nuestra partida.

Las cartas iniciales

El único punto negativo que le encuentro a este juego es el tema de las cartas iniciales. Ya que estas en parte determinan bastante la partida. Si empiezas con cartas caras y difíciles de rellenar, estarás en desventaja y te costará mucho recuperarlas. Por esa razón creo que estaría mejor que se tuviera la opción de remplazar, aunque sea una vez, esas cartas iniciales para no tener ese inconveniente desde el principio de la partida.

4.5 out of 5.0 stars

Comprar el juego Vía Mágica

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.